Convivencia laboral

En muchos temas nuestra opinión difiere de la de los demás, pero creo que cuando hablamos sobre cómo queremos que sea nuestro ambiente laboral, en esto todos coincidimos: debe basarse en la comunicación, la empatía y la confianza.

convivencia-laboral

Cómo lograr una buena convivencia laboral

Para obtener estos tres componentes básicos y fundamentales, el esfuerzo debe realizarlo tanto la jerarquía como cada uno de los componentes del equipo de trabajo.

Aquí es donde, cada uno debe poner en práctica su inteligencia emocional, y para poder aplicar la inteligencia emocional en tu vida profesional es imprescindible el conocimiento de ti mismo, así podrás aplicarlo en tu entorno laboral.

El conocimiento de ti mismo te permitirá saber cuáles son tus fortalezas y debilidades, y el próximo paso será el saber aplicarlas con los demás.

Con este fin, te propongo poner en práctica los siguientes pasos:

  • Pon atención a la forma de comunicarte: en todo momento evita generar mal ambiente en tu entorno laboral, no generes incertidumbres ni malas experiencias con tus compañeros de trabajo.
  • Empatía: la afinidad con los miembros de tu equipo la obtendrás manteniendo siempre una comunicación sin hostilidad ni agresividad. Expresa de manera adecuada tus opiniones y sentimientos (ya sean positivos como negativos). Respeta la opinión de todos, analiza los diferentes puntos de vista y reconoce los aciertos de los demás cuando sea necesario.
  • Controla tus emociones: piensa antes de actuar, reflexiona sobre las consecuencias de lo que piensas decir. No seas impulsivo, una mala decisión puede perjudicar tu relación con el resto.
  • Capacitación: la capacitación personal es esencial. Deben realizarla tanto el líder de un grupo como los demás componentes. La formación los ayudará a prepararse mejor para las relaciones interpersonales.
  • Establecer responsabilidades: se deberán establecer jerarquías con ideas y acciones. Un equipo de trabajo tiene un guía y el resto deberá comprender las posiciones.
  • Acción constructiva: descarta los comentarios negativos. Con  la negatividad no lograrás la mejora de tu equipo, sino todo lo contrario. Sé optimista en todo momento, es el único camino para motivarte y hacerlo mejor.

Para lograr una buena convivencia laboral, es necesaria la interacción de todos los componentes del grupo, por lo tanto, no sólo debes estar atento a cumplir con tu parte sino también, ser solidario con los demás, interesándote en sus problemas y brindándole el apoyo necesario para su integración.

Susana Fernández Capittini. Asistente virtual certificada

 

 

 

Si la información ha sido de tu agrado, compártela con tus contactos.


Deja un comentario

Puede usar estos HTML tags

<a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>